Pasar al contenido principal

Mensaje de error

Could not retrieve the oEmbed resource.

Sala Nº 5 Los legendarios Changos y su encuentro con los europeos. (Siglos XV – XVIII)

La acumulación de experiencias adaptativas y el conocimiento del medio ambiente alcanzado por los habitantes de la costa, permitió ampliar el espacio oceánico como fuente de recursos. Ello fue posible gracias al empleo de la balsa de lobo marino inflada, cuya existencia está confirmada alrededor del 200 d.C. Este invento facilitó ampliar el radio de acción y la movilidad en la captura de peces, hasta entonces inalcanzable. Los habitantes de la costa en esta época reciben distintas denominaciones: algunos los llaman Uros pescadores, desde 1579 Camanchacas, en el siglo XVII se habla de Proanches y posteriormente, Changos o Chiangos.

Proyecto de inclusión para personas que presentan discapacidad visual o auditiva, con el objetivo de favorecer su acceso a las artes, la cultura y el patrimonio de la Región de Antofagasta.
Fue elaborado por el Servicio Nacional del Patrimonio Cultural y financiado por fondo nacional de proyectos inclusivos del Servicio Nacional de la Discapacidad.

La acumulación de experiencias adaptativas y el conocimiento del medio ambiente alcanzado por los habitantes de la costa, permitió ampliar el espacio oceánico como fuente de recursos. Ello fue posible gracias al empleo de la balsa de lobo marino inflada, cuya existencia está confirmada alrededor del 200 d.C. Este invento facilitó ampliar el radio de acción y la movilidad en la captura de peces, hasta entonces inalcanzable. Los habitantes de la costa en esta época reciben distintas denominaciones: algunos los llaman Uros pescadores, desde 1579 Camanchacas, en el siglo XVII se habla de Proanches y posteriormente, Changos o Chiangos.